Pan Fácil

  • Pan de Centeno

    Pan de Centeno

  • Pan de Avena

    Pan de Avena

  • Pan Rústico

    Pan Rústico

  • Pan Baguette

    Pan Baguette

  • Pan de Molde

    Pan de Molde


  • "Pan Fácil"

    Receta de Pan Fácil




    Esta es una receta muy útil, sobre todo si nunca has preparado pan casero y no quieres arriesgarte a que salga mal. Haremos un pan casero con harina de trigo, pero con la peculiaridad que emplearemos un recipiente para que no salga perfecto.

    Ingredientes:

    - 300 gramos de harina de trigo
    - 5 gramos de levadura en polvo
    - 5 gramos de sal
    - 175 ml de agua
    - 15 ml de aceite de oliva virgen



    Preparación:

    Para hacer este pan fácil vamos a necesitar un recipiente redondeado de vidrio templado con tapadera, que es el que usaremos como recipiente para nuestra masa una vez mezclada, y en el que hornearemos el pan, con lo que conseguiremos un resultado muy bueno y en poco tiempo, ya que el pan va a quedar muy regular en su forma al cocinarlo dentro de un recipiente. Nosotros empleamos un recipiente de la marca Pyrex, pero puedes emplear cualquier que sea apto para horno.

    En un recipiente de buen tamaño comenzamos mezclando el aceite de oliva virgen con el agua, la cual debe estar templada para que se mezcle mejor, así que tenlo en cuenta y caliéntala antes en el microondas o bien coge agua caliente del grifo directamente. Después agregamos la levadura, la sal y la harina de trigo, la cual os aconsejamos que tamicéis previamente, así evitamos agregar los posibles grumos o impurezas que pudiera tener la misma. Comenzamos a amasar todos los ingredientes hasta dejarlo mezclados de forma homogénea.

    El amasado si se hace una con una amasadora es mucho mejor, tanto por el resultado conseguido como por la comodidad en la preparación, pero si no tienes o lo prefieres, puedes hacerlo con las manos, con paciencia y hasta obtener la masa de la forma correcta. Una vez hemos acabado vamos a hacer una bola con la masa y la reservamos. Ponemos el horno a precalentar a 210ºC, activando el calor tanto por encima como por debajo, para que alcance esa temperatura mientras acabamos de preparar la masa.



    Cogemos el recipiente elegido para el horneado y lo engrasamos bien con aceite de oliva virgen por todos lados, y en el mismo echamos la masa y la colocamos bien. Con un pincel vamos a untar un poco de aceite de oliva virgen por la superficie de la masa y luego espolvoreamos un poco de harina. Si quieres puedes dar unos cortes en su superficie visible para decorar el pan y quede más bonito una vez se haya horneado, pero también se puede dejar tal cual para que salga redondito.

    Cuando el horno alcance los 210ºC indicados metemos nuestro recipiente con la masa de pan en su interior y dejamos hornear unos 35 minutos a la misma temperatura, tiempo tras el cual debe quedar bien dorado por fuera y bien horneado por dentro. Tras comprobar que está en su punto, lo sacamos del horno con cuidado de no quemarnos, y lo dejamos fuera del mismo unos 10 o 15 minutos. Después que se haya templado un poco lo dejamos sobre una rejilla para que se enfríe del todo antes de poder comer este estupendo pan fácil.